Balacera en el Barrio Confluencia: continúa el enfrentamiento entre familias


Familiares del acusado de un crimen en barrio Confluencia tirotearon la vivienda de la viuda de la víctima.

Este último domingo, una balacera contra la casa de la viuda de Cañete, asesinado por el «Payaso» Maripan en enero de este año, volvió a encender el fuego armado entre las familias. Como resultado, dos personas terminaron detenidas y secuestraron seis armas de fuego.

Fuentes ppoliciales informaron que todo comenzó alrededor de las 20:30 del domingo, cuando la viuda alertó a la Comisaría 19 que familiares de Maripan habían disparado contra su vivienda, en la toma Ex Despo. Además, que uno de esos tiros hirió en el abdomen a un joven, que fue trasladado al hospital Castro Rendón, donde permanece internado fuera de peligro.

Efectivos policiales se acercaron al lugar y constataron los dichos de la mujer al observar los impactos de bala en el portón de su vivienda y que efectivamente se había trasladado a un joven herido al hospital. Luego de retirarse del lugar, minutos más tarde tuvieron que regresar por la denuncia de un nuevo tiroteo.

Al llegar los policías tuvieron que solicitar refuerzos e identificaron a un grupo de 15 personas, todos familiares de Cañete, entre los que se encuentraban varias conocidas del ambiente delictivo. Entre ellos, una mujer de 43 años de apellido Osés fue detenida con un revólver calibre 22 y a un joven de 29 años, quien intentó darse a la fuga, pero fue finalmente capturado y se constató que tenía tres revólveres y dos tumberas, todas envueltas en una camisa.

Ante la detención de ambos, familiares arrojaron elementos contundentes hacia el personal policial, por lo que fue necesario la intervención de personal de la Metropolitana, que debió hacer uso de gases y las escopetas anti tumulto para disuadir la situación. Los detenidos fueron trasladados a la comisaría y personal de Criminalística realizó las pericias de rigor en el lugar.

Los disturbios continuaron durante toda la noche, incluso fuera de la unidad policial, donde familiares de los detenidos arrojaron bombas molotov. Entre los atacantes estaba «Martincito», el adolescente conflictivo que fue echado del barrio San Lorenzo y que actualmente reside con sus familiares en el barrio Confluencia, precisamente, con la mujer detenida.

En horas de la mañana de este lunes, tras las actuaciones de rigor, la fiscalía interviniente dispuso la notificación de ambos detenidos de la causa en su contra y se ordenó su libertad supeditada.

Comments

comments