Bariloche: El lago Nahuel Huapi, víctima de la indiferencia del hombre


Una vez más se rompió el colector oeste, y el lago Nahuel Huapi recibió líquidos cloacales sin tratar. Una gran mancha marrón se extendió por las aguas a la altura del kilóemtro 3 de la Avenida Bustillo. Desde Árbol de Pie lo denuncian, y señalan responsables.

Lago Nahuel Huapi. Crédito foto ANBariloche.com

Lago Nahuel Huapi. Crédito foto ANBariloche.com

El fin de semana se vivió un hecho para repudiar. Una vez más el lago Nahuel Huapi sufrió la indiferencia de la mano del hombre. En los últimos años la historia se viene repitiendo seguido, y desde el Estado siempre se escucha la misma versión: «Falta financiación y estamos gestionando recursos para resolver el problema».

La investigación la realizaron nuestros colegas de ANBariloche.com, quienes descubrieron lo que ocurría en el km 3 cuando se veía a los operarios de la CEB trabajando en la banquina de la Avda. Bustillo. Lo denunciaron con fotos y videos, lo compartieron en las redes sociales, lo difundieron los diarios y noticieros, y hasta llegó a la Banca del Vecino, pero la indiferencia gana la pulseada.

El problema es la falta de inversión en la planta de tratamientos de líquidos cloacales, un problema bien conocido por muchas ciudades de la provincia neuquina.

En Bariloche, la contaminación de las aguas costeras del lago es creciente y terminará generando un daño ecológico ambiental que afectará a la misma sociedad, la misma que parece adormecida sin entender que el mayor recurso (turismo) que tienen lo están acabando poco a poco.

El diario online ANBariloche.com denuncia en su página principal: «A esta altura, ya estamos hartos de las mentiras, las dilaciones, las promesas. Como ya se les van acabando los cuentos, la última invención del actual presidente de la CEB, Rodrigo, fue “instar a la intendenta interina a que gestione fondos para cambiar el colector oeste”. Gestionar es la nueva expresión de la elocuencia vacía de quienes dirigen los organismos estatales o privados para distraer y confundir, haciendo creer que están haciendo algo».

«Señores, mientras por un lado los inversores nos están llevando por delante, destruyendo meticulosamente lo poco de la maravilla que tenía Bariloche para mostrar, por el otro ustedes pierden su tiempo en “gestiones” inútiles. Cuántos años hace que están “gestionando” la ampliación de la planta de tratamiento y el cambio del caño colector cloacal oeste y del colector costanero. Es público que algunos días el olor a materia fecal es insoportable en el playón de la costanera. Hoy no se puede estar en el km 3. Si sólo se tratara de olor, pero es que están pudriendo nuestro lago. Y no nos contesten que volcar los líquidos sin tratar se hace en todo el mundo, porque nos están mintiendo. En buena parte del mundo se está trabajando para evitar seguir contaminando las aguas que nos dan la vida, y revertir las consecuencias de haber seguido esa práctica. Por supuesto, es difícil que esta gente que ha abierto las puertas a la destrucción del ambiente y a la contaminación de las aguas con la megaminería y la fractura hidráulica pueda ver dos pasos más allá de sus narices», denuncian.

«Por otra parte, por lo menos en tres oportunidades distintas, según publicaciones en los medios, el gobernador, quien dijo que no permitiría que el lago siga siendo el “cuerpo receptor”, anunció “la gestión” de los fondos para ampliar la planta y para la planta modular, con llamado a licitación en 60 días. No sabemos a partir de cuándo comienzan a correr los 60 días, puesto que la primera vez fue el 3 de mayo del 2012, y la última el 15 de febrero pasado. Le aconsejamos no repetir los anuncios incumplidos, porque los archivos son implacables».

«En cuanto a la CEB exigimos que sea coherente con su campaña para que cuidemos el agua, lo cual está muy bien, y se dedique a cumplir con su contrato de concesión de saneamiento como corresponde. Y al DPA que por una vez en la vida honre la famosa frasecita que los define, cuidando el agua del mar a la montaña», concluyen el informe al cual adherimos.

Comments

comments