Entró con un arma al colegio y djo “van a morir todos”


La policía le secuestró al adolescente un pistola calibre 380 con un cargado completo, un pistolón y un cuchillo.

Un estudiante de tercer año de una escuela de la ciudad bonaerense de Ramos Mejía, La Matanza, ingresó al establecimiento con dos armas de fuego, aunque poco después alertó de ello al 911 y cuando un policía manipulaba una de ellas, efectuó un disparó involuntario en el despacho del director, informaron hoy fuentes policiales y educativas.

El hecho ocurrió el viernes último en la Escuela Media N°6 “Félix Bogado” del partido de La Matanza, cuando un alumno informó al 911 que “había llevado una pistola”, por lo que una patrulla policial se acercó al lugar.

“Al llegar la policía se reunió con los directivos, quienes tomaron conocimiento de la situación. Era la hora del recreo, pero el joven se había quedado en el aula. La policía se quedó en el despacho del director, y el preceptor y docente tutor se acercaron el aula a hablar con el chico”, describieron fuentes de Educación bonaerense.Las fuentes puntualizaron además que, en esa circunstancia, “el chico aceptó que tenía armas y entregó la mochila”.

Al parecer, el joven había también informado lo que había hecho a su madre, quien se acercó inmediatamente a la escuela y lo retiró tras ser contenidos por el personal especializado.

“Ya no hay vuelta atrás. Bang bang”, escribió el chico sobre el video que publicó en su cuenta de snapchat mientras se acercaba a la entrada del colegio. Luego, grabó imágenes de diversos alumnos jugando en el patio del instituto durante un recreo y junto a la frase: “Van a morir todos”.

“Al resto de los alumnos se les informó que se sentía mal y nadie tuvo contacto con la policía. Los chicos se enteraron lo que había sucedido al día siguiente por un video que se viralizó en las redes, donde el niño que llevó las armas se había filmado al ingreso de la escuela mostrándolas”, describió la fuente educativa.

Durante el fin de semana un equipo psicopedagógico trabajó con el niño y su familia, mientras que esta mañana se reunió con los padres y estudiantes del resto del colegio para hablar sobre lo sucedido ya que, aseguraron, “el foco está puesto en el bienestar de los estudiantes”.

“El nene venía con muchos problemas y dijo que iba a hacer algo para irse de la escuela”, expresó a los medios Nicolás, papá de un compañero, quien agregó que están “sorprendidos porque (el alumno) era delegado del curso, buen compañero y muy querido por el resto de los chicos”.

Fuentes policiales informaron además que cuando se estaban revisando las armas de fuego en el despacho del director, un efectivo policial “realizó un disparo involuntario” sin provocar ninguna lesión en los presentes.

Las armas pertenecían al padrastro del alumno, quien tenía portación legal que demostró al aportar la documentación correspondiente.

Comments

comments