Honduras: avanzan en un proyecto de ciudades privadas


 

 

El gobierno de Honduras le dio luz verde a un polémico proyecto, con que espera impulsar el desarrollo.

Para ello firmó el memorándum de entendimiento, que servirá de marco para la creación de la primera de tales ciudades, en un lugar todavía no definido.

Sus críticos hablan de nada menos que de privatización del suelo hondureño: las ciudades modelos serán construidas por inversionistas privados y manejadas de manera autónoma.

Sus defensores desmienten esta versión.

“El Estado de Honduras seguirá ejerciendo su derecho a la soberanía en materia de defensa y relaciones exteriores sobre las ciudades modelos, así que no es una venta del territorio”, dijo el presidente del Congreso, Juan Orlando Hernández.

DE QUÉ SE TRATA

En efecto, la jurisdicción de Honduras sobre la “ciudad modelo” abarcaría muy poco fuera de estos dos campos. Lo otro que quedará “sujeto al gobierno nacional” son “los temas electorales y emisión de documentos de identidad y pasaporte”.

En efecto, la jurisdicción de Honduras sobre la “ciudad modelo” abarcaría muy poco fuera de estos dos campos. Lo otro que quedará “sujeto al gobierno nacional” son “los temas electorales y emisión de documentos de identidad y pasaporte”.

Más allá de eso, la ciudad modelo o Región Especial de Desarrollo (como se llama en los documentos oficiales) será, para algunos, como un país creado dentro de otro país.

El estatuto y las leyes que la regirán, así como los convenios que firmen, deberán ser refrendados por el gobierno de Honduras. Es lo que consta en la reforma Constitucional de 2011, que fue necesaria para allanar el camino al polémico proyecto.

Pero una vez establecido este marco legal, la ciudad quedará a sus anchas para gobernarse, administrarse, firmar tratados, establecer su propia política monetaria, crear órganos de aplicación de la ley (como tribunales y policía), hacer su presupuesto y hasta “contratar sus propias deudas internas o externas, siempre que sean sin el aval del Estado de Honduras”.

La ciudad no tendrá que transferir recursos a Tegucigalpa como no sea para “financiar becas de estudio o en caso de catástrofes nacionales”, según indicó la prensa local.

Comments

comments