Investigarán a la jueza que no controló la guarda de la niña que fue esclavizada


El fiscal de la causa, Juan Andrés Necol, presentará una denuncia para que se analice cuál fue la conducta del tribunal de menores que le había otorgado el cuidado de la menor a los adoradores de San La Muerte.

Daniel y Adriana, la pareja del horror que sometió a una menor durante casi una década.

Daniel y Adriana, la pareja del horror que sometió a una menor durante casi una década.

«Lo que queremos es determinar o descartar la posibilidad de que en el expediente en el que se otorgó la guarda haya irregularidades. Queremos saber si se hicieron las cosas que se tienen que hacer en estos casos. Por ejemplo, durante este tiempo debió haber controles de asistentes sociales y visitas«, explicó Necol en diálogo con radio América.

La joven de 15 años fue encontrada por autoridades judiciales a fines del año pasado luego de que una de sus hermanas biológicas hiciera gestiones para poder contactarla. Allí se descubrieron las terribles condiciones en las que vivía. Recién este año, tras la declaración de la menor y los resultados de las pericias, se pudo avanzar con la investigación.

Daniel, de 43 años, y su mujer Adriana, de 56, son los adoradores de San La Muerte que pidieron la custodia de la joven y la esclavizaron durante 9 años. Ambos están detenidos y la jueza María Gabriela Lanz le negó la excarcelación. La próxima semana se definirá su situación procesal.

La víctima fue cedida a Daniel y Adriana cuando tenía apenas un año por parte de la madre biológica. Durante los primeros cuatro años, de manera esporádica, la familia biológica mantuvo contacto con la nena y los padres adoptivos. Pero un día comenzó el espanto: la nena fue encerrada en un garaje y fue sometida a todo tipo de maltratos: la golpeaban, vivía junto a un perro y un mono, nunca la mandaron a la escuela, salió a la calle solamente dos días en casi una década y la alimentaron solamente con pan, agua y levadura de cerveza.

«Ahora queremos establecer cúal es el móvil, el motivo que llevó a estas personas a hacer esto. Necesitamos saber si hay una patología en los imputados o si hay otra cuestión que impulse la conducta que tuvieron. Todavía estamos en los albores de la investigación y faltan los resultados de algunas pericias«; aseguró el fiscal Necol.

San La Muerte es una deidad asociada a lo diabólico. Sus fieles le piden que le haga daños a otras personas. Aquellos que tienen algún amuleto con su figura creen que son invulnerables a maleficios y desgracias. Además, piensan que su imagen atrae el amor y la buena fortuna. Para obtener sus beneficios hay que rezarle y hacerle una ofrenda, como golosinas, whisky, cigarrillos o flores. Su imagen es la de un esqueleto, vestido con una capa que puede ser de varios colores y sus atributos tienen significados particulares.

La joven que fue sometida ya recibió el alta médica y está en un hogar. Durante los últimos meses pudo aumentar 10 kilos su peso, que parece poco con respecto a los 20 que tenía cuando la hallaron, pero que significan un gran avance para su recuperación. Ahora habrá que evaluar cuáles son las secuelas psicológicas del horror.

Comments

comments