Lanús se coronó campeón de la Copa Sudamericana


Con goles de Ayala y Blanco, el equipo de Barros Schelotto superó 2 a 0 al elenco brasileño. El “Granate” logró su segundo título internacional, después de 17 años.

Ismael Blanco queda en la cima del festejo de Lanús. (Télam)

Ismael Blanco queda en la cima del festejo de Lanús. (Télam)

Con un emotivo recibimiento, Lanús salió a la “Fortaleza” con un único objetivo: la consagración. Los fuegos artificiales, los papelitos de colores y el aliento incansable de los hinchas fueron los primeros argumentos con los que contaba el “Granate” para intimidar al Ponte Preta.

Sin embargo, el tiro libre ejecutado por Fillipe Bastosa los 2 minutos de iniciado el duelo, fue una clara demostración de las intenciones brasileñas: otorgarle la pelota a su adversario para jugar de contragolpe, apostando también por los balones detenidos.

En este sentido, los de Guillermo Barros Scheloto hacían todo el sacrificio para romper el marcador. Mediante los remates de larga distancia de Víctor Ayala o las intervenciones deIsmael Blanco, los dueños de casa arrinconaban a su adversario. Por lo tanto, a los 24 de la etapa inicial, tras una excelente combinación entre ambos jugadores, el paraguayo marcó el1 a 0 para el delirio de la multitud que se acercó al sur del conurbano bonaerense.

El segundo grito llegó unos instantes antes de irse al descanso. Tras un tiro de esquina,Santiago Silva demostró su potencia al superar a su marca e impactó un potente cabezazo. Si bien Roberto logró despejar el testazo del uruguayo, en el rebote Ismael Blanco la empujó hacia la red. Con el 2 a 0 el duelo parecía resolverse prontamente y la Copa Sudamericana estaba cada vez más cerca.

Naturalmente, el segundo acto acompañó los festejos de la parcialidad local. Con un Ponte Preta sin reacción, Lanús se dedicó a manejar los tiempos del partido con el dominio absoluto de la pelota. De modo que el pitazo final del chileno Enrique Osses fue el punto final de una nueva página de la historia que se escribió en la “Fortaleza“. Así como alguna vez, en 1996, el “Granate” llegó a lo más alto de la Copa Conmebol, en la noche bonaerense los comandados por Guillermo Barros Schelotto conquistaron el continente sudamericano. La fiesta se vivió en el sur.

Comments

comments