Millonaria multa al EPAS por no presentar auditoría ambiental de la Planta Tronador


El secretario de Gobierno, Juan Monteiro, informó que se multó con un millón de pesos al Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) por poner en funcionamiento los nuevos módulos de la planta de efluentes cloacales de calle Tronador sin presentar la auditoría ambiental ni un informe de contingencia de situaciones críticas. “Esto deja en evidencia la desidia de las autoridades de ese organismo para con los vecinos”, afirmó.

Monteiro-y-guerrero-tronador

La auditoría ambiental sirve para corroborar que los módulos funcionan bien y que no están vertiendo líquidos sin tratar en el río. Su presentación está regulada por la ordenanza Nº 9680 y alcanza tanto a empresas estatales como privadas que funcionan dentro del ejido de la ciudad y puedan producir impacto ambiental.

Monteiro relató que “a fines de agosto se pidió al EPAS la documentación por las plantas de tratamiento de líquidos cloacales de Parque Industrial, Bardas Norte y de Tronador” y en los 10 días hábiles que se le dio de plazo “no presentó nada, solo una nota que hace referencia a que la documentación fue entregada en provincia desconociendo las autonomías municipales”.

“Por eso -prosiguió- se aplicó la multa como se hace con cualquier empresa que incurre en una falta grave como esta”. En este marco recordó la proposición del intendente Horacio Quiroga de suscribir un contrato de concesión por 50 años con un plan de trabajo e inversiones con proyección en el tiempo, “es el puntapié inicial a una solución integral”.

El funcionario recalcó que el municipio no puede guiarse por cómo presta los servicios esenciales el EPAS para evaluar el funcionamiento de la planta, porque si así fuera “estamos en la Venecia de la provincia, la ciudad está llena de agua y de líquidos cloacales por pérdidas de las redes”.

“Hace apenas un par de semanas el municipio registraba 80 pérdidas en la ciudad y hoy son 110, de las cuales 45 son cloacales, algunas muy cerca de escuelas y esto es lo que más nos saca el sueño” y deja en evidencia “la desidia desde el presidente del EPAS para arriba hacia los vecinos”, planteó.

“La verdad es que los operarios del EPAS hacen lo que pueden, uno lo ve en la calle, pero no alcanza si no hay un decisión política de la cabeza”, aclaró el secretario municipal.

Monteiro informó que esta mañana se elevó la infracción cometida por el EPAS al Tribunal de Faltas, apenas vencido el plazo otorgado para la presentación de la documentación, e indicó que no se otorgó uno nuevo porque “estamos hablando de líquidos cloacales y en el medio está la salud de los vecinos”.

“Nuestro objetivo es tener la documentación para poder evaluar esa auditoría y hacer la visita in situ, y la verdad, lo que más nos gustaría -señaló- es comunicar a los vecinos que realmente la planta funciona bien”.

Comments

comments