Petroleros privados en alerta por medidas de gobierno que afectan a la producción


El secretario general del Sindicato de Gas y Petróleo Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa expresó su preocupación por las últimas resoluciones gubernamentales en torno a la resolución 46/2016 para estimular la producción de gas y la imposición de retenciones a las exportaciones de hidrocarburos y combustibles.

En su carácter de senador de la nación y presidente de la comisión de Energía de la cámara alta, Pereyra consideró que “es un grave error” limitar los alcances de la resolución que permitió el desarrollo de yacimientos como Fortín de piedra que hoy, gracias a ese estímulo representa el 12% de la oferta de gas en el mercado nacional”.

“La readecuación de la norma, como pretende el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, es un recorte que va a impactar de lleno y de forma negativa en los desarrollos de la cuenca neuquina con el consiguiente freno a las inversiones y al trabajo”, dijo Pereyra quien además recordó que a pesar de la vigencia de la resolución 46, el Gobierno Nacional no sumó nuevos proyectos al plan de estímulo a la producción de gas y “probablemente no sólo no incorpore ninguno de los 12 que aún esperan , sino que busque recortar algunos de los 8 ya aprobados”.

Pereyra calificó de “absurdo” el recorte, porque “un gobierno que se jacta de trabajar con reglas claras lo primero que hace es cambiar sus compromisos con el área más dinámica de la economía como es el desarrollo de los no convencionales en la cuenca neuquina. Es ridículo hacer proyecciones de crecimiento e inversiones y salir a vender Vaca Muerta por el mundo cuando a poco de andar ya cambian las condiciones. todos estamos haciendo un esfuerzo enorme para contribuir al desarrollo del país y esto lo que hace es poner un freno que afecta de manera directa el trabajo de los neuquinos”.

Por otra parte, también cuestionó que hayan impuesto retenciones a las exportaciones, algo que desestabiliza la cadena productiva de los combustibles “porque no solo afecta las relaciones entre productoras y refinerías, sino que además afecta las cuentas públicas porque se liquidarán menos regalías”.

“El cambio permanente de reglas de juego es una señal pésima para los inversores por parte del gobierno, y el impacto de cada medida afecta a la actividad productiva y al trabajo genuino”.

Comments

comments