Por primera vez, un argentino está entre los 10 mejores maestros del mundo


Es Martín Salvetti, que trabaja en una escuela técnica de automotores de Temperley es candidato al “Nobel de la educación”. Con una radio que armaron los mismos estudiantes logró motivarlos y así bajó la deserción.

La vida de Martín Salvetti (45) trascurre adentro de un aula. Más precisamente, en unas cuantas aulas que están adentro de una misma escuela: la técnica N°5 “2 de abril”, de Temperley, en el Conurbano bonaerense, especializada en mecánica de automotores. Allí, fue alumno, luego preceptor, más adelante profesor de Mecánica de los Motores, de Conocimiento de los Materiales y de Dibujo Técnico. Y ahora es jefe del taller del área de automotores.

Pero la vida a veces da sorpresas, acaba de ser seleccionado como uno de los diez finalistas al “Nobel de la educación”, que otorga un millón de dólares de premio, y que se elegirá el próximo 24 de marzo en Dubai. Es el primer argentino que llega hasta esta instancia.

El proyecto que colocó a Salvetti en esta fase final -compitió contra 10 mil candidatos de 179 países- es el de una radio escolar, que armaron los mismos estudiantes y que trasmite durante las 24 horas. El proyecto arrancó en plena crisis de 2001, y se le ocurrió a Salvetti como una forma de motivar a sus alumnos para evitar que dejaran la escuela. Por esos días, 2 de cada 10 alumnos de esa escuela abandonaban los estudios y la radio sirvió para que encuentren el entusiasmo que les faltaba y un sentido para ir al colegio. Desde que la radio se lanzó, la asistencia de los alumnos creció en un 15%.

Salvetti al recibir la noticia dijo: “Estoy muy feliz. Con mi familia no lo podemos creer: que todo el mundo vea el trabajo que venimos realizando desde hace 19 años es muy fuerte”, dijo. Agregó que espera que este premio sirva para que “todos los docentes sean más valorados”. “Es la profesión que marca el futuro para todos. Y va a ser cada vez más importante en los próximos años”.

Otro proyecto de Salvetti que llamó la atención al jurado se llama “un carro por un caballo”. Y es así: el colegio logró que les deriven las motos de baja cilindrada que el municipio incauta, por falta de papeles o robos. Los estudiantes (adolescentes y adultos) las transforman en carros motorizados para los cartoneros, quienes la reciben a cambio de que dejen de usar tracción a sangre.

Conocido como el “Nobel de la educación”, el “Global Teacher Prize” busca valorizar el trabajo de los docentes. Organizado por la Fundación Varkey, con sede en Londres, va por su quinta edición. Puede participar cualquier docente del mundo, que de clases a chicos en los niveles de escolaridad obligatoria.

Además de Martín Salvetti, los otros 9 finalistas son:

◾Vladimer Apkhazava, de Georgia.
◾Débora Garofalo, de Brasil.
◾Daisy Mertens, de Holanda.
◾Andrew Moffat MBE, del Reino Unido.
◾Swaroop Rawal, de la India.
◾Melissa Salguero, de los EE.UU.
◾Yasodai Selvakumaran, de Australia.
◾ Hidekazu Shoto, del Japón.
◾Peter Tabichi, de Kenia.

El año pasado ganó la británica Andria Zafirakou, profesora secundaria de un barrio pobre de Londres donde viven comunidades étnicamente muy diversas.

Comments

comments