Recuerdan a Florencia Penacci en el día de su cumpleaños


 

Florencia Penacci nació en la ciudad de Neuquén y vivió aquí hasta los 18 años, cuando se fue a Capital Federal a estudiar la Licenciatura en Economía en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires. Desde entonces vivía con su hermano Pedro, y trabajaba en el Instituto de la Vivienda de la Ciudad.

El martes 15 de marzo de 2005, Florencia cenó en su casa con algunos compañeros de trabajo. Después de acompañarlos hasta la parada del colectivo, regresó a su casa, llamó a un delivery, bajó a recibir el pedido y se fue caminando, estos datos están en la causa Nº 17.697/05. A partir de entonces, no hay certezas sobre qué pasó con Florencia.

Dicen que llevaba lo puesto y nada más, como quien sale a hacer los mandados, se han dicho muchas cosas desde aquel día, pero Flor no aparece.

“Florencia nunca se hubiese ido sin tarjetas de crédito, DNI, ropa para cambiarse. Podía ser que Florencia anduviera alienada por ahí, porque, claro, a cualquiera puede pasarle de perder la cabeza por un golpe o por alguna causa médica que no conocíamos, pero si era así, ¿por qué no aparecía viva haciendo disparates en la calle o aparecía muerta, accidentada o lo que sea? Un año más tarde, cuando nada se sabía y el silencio hacía de penumbra sospechosa, atando cabos, con furia de amiga, a una compañera se le ocurrió pensar en la trata de mujeres. Entonces ya empezábamos a tener respuestas”, dice el mensaje difundido hoy por la página contralatrata.wordpress.com.

Quizás el dato más certero de Flor, se dió en 2007, -según cuentan, “cuando llegó a manos de una amiga de Florencia un CD con las fotos de las chicas que estaban en Las casitas de Río Gallegos. Para la amiga de Florencia, que viajó hasta Tucumán a ver las fotos, una de las chicas retratadas era Flor”.

“Los peritajes en Tucumán de la comparación entre esa foto y otras anteriores de Florencia dieron positivo. Se hizo un rastrillaje en Río Gallegos y se encontraron casos de trata pero no a Florencia. Aparentemente, hacía muy poco había habido un traslado de chicas. En Neuquén se realizó otro peritaje para constatar la fotografía, dio también con un 80% de compatibilidad. En Buenos Aires, peritos puestos por la Fiscalía rechazaron la prueba. Para ellos la mujer de la fotografía no era Florencia”

Un dato: Para la fecha en que Flor desapareció, Jorge Omar Cipolla era la autoridad máxima de la División antisecuestros de la Policía Federal. División en la que el caso de Flor quedó encuadrado por un llamado anónimo que resultó aportar datos falsos sobre un presunto secuestro de Florencia. El Comisario Cipolla, ese mismo que tenía a cargo la investigación de la desaparición de Flor, fue denunciado en 2010 por su supuesta participación en redes de trata y prostitución. Cipolla fue acusado como responsable del cobro de coimas que darían libertad de acción a tratantes y regentes de prostíbulos de la Capital Federal y de la Provincia de Buenos Aires.

Este personaje fue apartado de la fuerza y hoy trabaja en el Ministerio de Educación de la Ciudad de Buenos Aires.

Denuncian además, que a 7 años y medio, existe la certera posibilidad de que la causa se cierre: hace ya años que no se asienta en la Fiscalía un dato nuevo. El teléfono que se colocó para aportar datos, según dice el fiscal, no ha sonado nunca, ni siquiera para una llamada equivocada, ni para mentir, ni para hacer un chiste ni para intentar quedarse con la recompensa.

Quienes conforman el grupo Contra la Trata, iniciaron el viernes 16 de marzo –cuando se cumplieron 7 años de su secuestro- una campaña en Facebook (https://www.facebook.com/contralatrata). Ahí, miles de personas que ya están participando, dejan sus fotos con mensajes que hablan de estas cosas. “Desnaturalizar la desaparición, justo en este país, que no sea normal que haya desaparecidos, parece una quimera. Difícil tarea, pero asequible”, dice Agustina Frontera”.

Necesitamos no olvidarnos de la estudiante neuquina desaparecida hace 7 años. Hoy debería estar con su familia y amigos celebrando un año más de vida.

 

 

Comments

comments