Renunció todo el gobierno de Finlandia por no cumplir con lo prometido en campaña


El primer ministro Juha Sipilä presentó su dimisión tras haber fracasado en su intento de aprobar un programa de reformas sociales y del sistema de sanidad.

El primer ministro finlandés, Juha Sipilä, presentó su renuncia y la de su gobierno de centro-derecha, luego de que fracasaran sus intentos de promover una serie de medidas que incluían reformas sociales y del sistema de salud del país. La negativa del parlamento de Finlandia llevó a que su cúpula tome esta drástica decisión.

La información fue confirmada por el mismo presidente finlandés, Sauli Niinistö, que fue quién recibió esta renuncia y la aceptó pero a cambio le pidió a Sipilä que continúen en funciones dentro del poder Ejecutivo hasta el 14 de abril que se celebraran las próximas elecciones.

Pese a que sea una extraña decisión, desde el seno del gobierno finlandés habían advertido que renunciarían en el caso de que nuevamente fracasara la aceptación de estas reformas, ya que las consideraban un punto fundamental dentro de su programa de gobierno.

“Mi gobierno trabaja según el principio de ‘resultados o dimisión’“, declaró Sipilä a la prensa.

“Soy un hombre de principios, y en política hay que asumir responsabilidades […] Asumo mi parte de responsabilidad“, agregó.

Finlandia cuenta con un grave problema poblacional ya que cuenta con una de las tasas de envejecimiento más alta de Europa y esto genera un gran desequilibrio en las finanzas del Estado ya que podrían afrontar los gastos de jubilación y seguridad médica.

En 2015, el país europeo salía de una gran depresión económica y solamente un 68 por ciento de la población en edad laboral gozaba de un empleo. Años tras año, ese número subió a 72 por ciento en 2018. Pese a eso, el Estado deberá elevar esa taza hasta el 80 por ciento, de manera gradual pero concreta, según confirmaron funcionarios públicos encargados de esta cuestión.

Ante la imposibilidad de conseguir la aceptación de una reforma, que según el gobierno de Sipilä sería efectiva para esta problemática, decidieron dejar sus cargos. En su mayoría, los políticos de este país europeo, coinciden en la necesidad de una reforma pero no de la manera en que fue propuesta.

Comments

comments