Se agudiza el conflicto entre Sitramune y el ejecutivo municipal


El gremio acusa al intendente Quiroga de despedir a siete empleados más como represalia.

 

 

Estos despidos se suman a los 33 contratados despedidos, por los que el gremio Sitramune lleva adelante medidas de fuerza pidiendo la reincorporación.

Ayer, siete empleados más fueron despedidos y desde el sindicato consideraron que se trataría de una “represalia” como respuesta a las medidas de fuerza que vienen realizando por la reincorporación de los 33 contratados a quienes no les renovaron el contrato.

Desde el municipio salió a hablar Claudio Lucero, subsecretario de Recursos Humanos quien justificó la decisión aduciendo que se trataría de empleados que faltaban mucho y llegaban tarde.

“Las cesantías se resolvieron porque, en apenas seis meses, varios de esos agentes registraron entre 10 y 19 faltas, así como entre 20 y 30 ingresos fuera de horario” afirmó el funcionrio.

Por su parte, el secretario general del gremio, Santiago Baudino, amenazó con un paro general en caso de no llegar a una mesa de diálogo con el intendente Horacio Quiroga.

Comments

comments