Silvia D’Auro debe cumplir tareas comunitarias: «Es bochornoso, pero merecido»


Jorge Rial contó en su programa que su ex esposa deberá cumplir 50 horas de trabajo comunitario durante un año.

La ex de Rial deberá cumplir tareas comunitarias

El periodista Jorge Rial se tomó unos minutos en Intrusos, programa que conduce, para contar que finalmente su ex esposa Silvia D’Auro deberá cumplir con una probation. Esta figura jurídica significa que el acusado asume la culpabilidad del hecho -para evitar la instancia superior del juicio oral- por lo que deberá realizar trabajos comunitarios para la sociedad.

Todo comenzó en enero del 2013. D’Auro salió en la tapa de la revista Noticias y contó en una nota que su ex marido recibía sobres y sabía secretos sin aludir lo suficiente a hechos concretos. Rial decidió hacerle un juicio por extorsión. Finalmente la audiencia que tenía previsto realizarse mañana 19, se llevó a cabo el jueves 18.

«Deberá pagarlo con 50 horas de trabajo durante un año y lo va a tener que cumplir en la parroquia Santo Tomás Moro de Vicente López supervisada por el Patronato del Liberado. Una vez por mes tiene que ir al patronato a rendir cuentas», informó el periodista, y agregó: «Es mucho. Es bochornoso, pero creo que merecido. Y si no cumple con las tareas comunitarias se revoca la probation».

«Para mí es una reivindicación, para mis hijas también, la pasamos muy mal. Esto era lo último que me quedaba colgado, se termina una etapa», dijo. Además contó que «se secuestraron pruebas, computadoras. Además se presentaron las grabaciones que son terribles porque no hay nada sacado de contexto porque es todo tal cual. Además por el tono de voz que era muy extorsivo».

Y continuó: «Me preguntaron si estaba de acuerdo con la probation. Y la acepté porque yo no quiero nada, sólo reivindicación. Ellos pidieron la probation y además ofrecieron 10 mil pesos. No me importa si es 10 mil, 100 mil, un millón. Como a mí la plata no me interesa no acepté eso. Yo fui víctima de una extorsión lisa y llana».

Además se refirió a la revista que para él «fue nada más que el vehículo» y dijo: «A los políticos que ensució y a los empresarios que ensució les pido disculpas». También habló de Nancy Pazos, a quien prefirió no nombrar, que dio como válidos los dichos de D’Auro: «Ahora con esto voy por ella judicialmente hablando».

«No la pasé nada bien y mis hijas tampoco. Y me tuve que bancar que muchos se treparan a esa denuncia falsa. El alivio que siento en este momento… se hizo justicia. Fue todo una gran mentira, una gran extorsión«, concluyó.

Comments

comments