Wuhan levantó la cuarentena por coronavirus luego de 76 días


Tras 11 semanas de confinamiento, la gente salió a la calle el miércoles y miles subieron a los primeros trenes y aviones que partieron de Wuhan a medida que se levantaban las últimas restricciones al movimiento en la ciudad china donde comenzó la pandemia del coronavirus.

La cuarentena sin precedentes decretada en Wuhan fue un modelo para los países que tratan de frenar la propagación del coronavirus. Con el final de las restricciones, la capital de la provincia de Hubei inicia otro experimento: reanudar la actividad económica y la vida cotidiana mientras se evitan nuevos contagios.

Los 11 millones de residentes de la ciudad tienen ahora permiso para salir sin una autorización especial, siempre y cuando la aplicación obligatoria para smartphone que combina seguimiento de datos y vigilancia gubernamental muestre que están sanos y no han estado en contacto recientemente con ninguna persona que se haya confirmado que tiene el virus.

La ocasión se conmemoró con un espectáculo de luz a ambas orillas del Río Yangtsé, con rascacielos y puentes proyectando imágenes animadas de trabajadores de salud ayudando a pacientes junto a la frase “ciudad heroica”, el título concedido a Wuhan por el presidente y líder del Partido Comunista, Xi Jinping. En los embarcaderos y puentes, residentes ondearon banderas, corearon “íVamos Wuhan!» e interpretaron el himno nacional a capella.

Durante los 76 días de confinamiento, los residentes de Wuhan podían salir de sus casas solo para comprar comida y otras tareas consideradas absolutamente necesarias. Algunos pudieron salir de la ciudad con documentación que afirmaba que no eran un riesgo para la salud y una carta acreditando a dónde iban y el motivo. Incluso así, las autoridades podían hacerles dar la vuelta por tecnicismos como la falta de un sello, lo que evitó que miles de personas regresasen a sus empleos fuera de la ciudad.

Comments

comments